Por Sofía Vargas Roberts, seremi de Gobierno de Atacama

En los últimos años el problema de la seguridad ha estado en el centro de la discusión pública y las preocupaciones de la ciudadanía. Por ello el Gobierno ha puesto en el centro de su trabajo a la seguridad pública, no por nada el primer año de administración se aumentó en un 4,4% los recursos destinados a orden y seguridad, mientras que para el Presupuesto 2024 se consideró un incremento del 5,7%.

Esto se traduce en mejores equipamientos y condiciones para las policías. Por ejemplo, con el parque automotriz de Carabineros. Ya podemos ver en las calles modernos vehículos, bien equipados y que entregan una funcionalidad mucho mejor para que la policía uniformada pueda recorrer las calles y llegar a lugares que con automóviles antiguos les resultaban inaccesibles. A nivel nacional, el Presupuesto 2023 consideró recursos para la adquisición de 1.054 vehículos policiales, considerando el mismo monto para los años siguientes, con una inversión de más de $26.000 millones anuales.

Uno de los mayores desafíos que tenemos como sociedad es hoy enfrentar al Crimen Organizado. Las bandas que operan en Chile realizan acciones que no se conocían, que resultan ajenas a la idiosincrasia chilena y la forma en que había funcionado nuestro país. Por ello se impulsó una serie de medidas en una política que busca combatir el narcotráfico está conformada por más de 103 acciones y 17 instituciones públicas. El 80% de las medidas consideradas en la Primera Política Nacional contra el Crimen Organizado del Gobierno del Presidente Gabriel Boric se encuentran en ejecución.

La dotación de efectivos policiales también se ha fortalecido. A enero de 2023, ingresaron 1.061 futuros carabineros, lo que representa un aumento del ingreso de un 75% en comparación con el año 2022, cuando ingresaron 605 futuros carabineros. Este 2024 se busca seguir aumentando estas cifras, y en Atacama, junto a los efectivos policiales, además de efectivos de seguridad que complementan el trabajo contra el crimen organizado. En ello Gendarmería, que vela por el control de las cárceles, es clave para evitar el desarrollo al interior de las cárceles por parte de bandas organizadas.

Por otro lado, es relevante destacar que desde el 2023 Atacama volvió a contar con un complejo fronterizo operativo. De esta manera se puede controlar de mejor forma el límite con Argentina, volviendo a resguardar nuestra frontera y el camino hacia el extranjero, que cuenta con presencia permanente de Carabineros y de la Policiía de Investigaciones. Con esto y mucho más, es que debemos poner al servicio de la ciudadanía los recursos del Estado, para poder garantizar la vida y seguridad de nuestra gente. 

A %d blogueros les gusta esto: